ES case study: Zona de la estación de trenes de Burgos

POR JOSÉ MARÍA BURGOS, PLAN ESTRATÉGICO DE LA CIUDAD DE BURGOS, ALBERTO LÓPEZ CASILLAS, AGENCIA PROVINCIAL DE LA ENERGÍA DE ÁVILA Y XABAT OREGUI ISASI, TECNALIA INVESTIGACIÓN E INNOVACIÓN

Burgos case study
Burgos es una ciudad de tamaño medio (178.000 habitantes) localizada en el norte de España, entre Madrid y Bilbao, parte del Camino de Santiago y con un marcado carácter cultural y patrimonial (tres Lugares Patrimonio de la Humanidad)
La zona de la anterior estación de trenes de la Ciudad de Burgos, una zona deprimida, requería de acciones para eliminar el trazado del ferrocarril, ya que actuaba como una barrera física que cortaba la ciudad en dos partes. Actualmente, la zona ha sido renovada en un 60% (urbanización de calles y áreas comunes: aceras, zonas verdes, parques…) gracias al diseño del Plan General diseñado por los famosos arquitectos Herzog & De Meuron en el periodo 2001-2005, y que fue inaugurado en 2011 como El Bulevar de la Ciudad de Burgos.
El caso de estudio en Burgos consistió en una evaluación de la zona en términos energéticos y de sostenibilidad. Tras un proceso de participación ciudadana, se llevaron a cabo una serie de medidas en materia de eficiencia energética: (sistema de alumbrado público eficiente), zonas verdes, recogida de basuras (recogida neumática de distrito) y transporte. Las medidas propuestas para aspectos relacionados con el transporte fueron el establecimiento de un carril prioritario para el autobús (onda verde), un carril bici (no incluido inicialmente) y menos facilidades para el uso del vehículo privado (un solo carril y la imposibilidad de giros y cambios de sentido). Además, se implementaron SIT (Sistemas Inteligentes de Transporte) con el fin de gestionar el tráfico y el aparcamiento (señales y avisos en tiempo real), así como zonas más seguras y anchas para los peatones.

BURGOS RAILWAY STATION AREA
Las actividades llevadas a cabo dentro del proyecto SUSREG en Burgos se centraron en las ausencias detectadas en el Plan General para edificios futuros en términos de energía. Concretamente, se estudiaron indicadores que afectaban al esquema de desarrollo urbano, analizando alternativas para reducir la altura de los edificios o considerando la sombra proyectada por los edificios y por tanto las horas de sol que recibía cada edificio o espacio público. En términos de edificación, se analizó la introducción de generación de energías renovables o el incremento del aislamiento por encima de los requisitos legales. Todos estos análisis se llevaron a cabo con la colaboración del Colegio Profesional de Arquitectos de Castilla y León, y personal del ayuntamiento de Burgos y de Ávila, socios en este proyecto.
En el análisis realizado se concluyó que la mayor parte de las soluciones planteadas tenían que ver sólo con cuestiones estéticas, con el propósito de reconfigurar la perspectiva urbana y crear un nuevo “sky line” al estilo de grandes ciudades, pero integrando esta nueva perspectiva con la de la ciudad antigua. Esta es una posible razón para explicar los motivos por los que la zona no garantizaba algunas políticas y normativas como por ejemplo la cantidad mínima de horas de sol que deben recibir todas las viviendas.
Otra importante razón para justificar el nuevo esquema urbano es la financiación, ya que el área presenta una gran densidad urbana como una forma de financiar (y rentabilizar) la urbanización. La reducción del número de apartamentos puede ser complicada, ya que significaría menos ingresos para financiar el resto de acciones ya ejecutadas por el Ayuntamiento y promotores.
Todos los aspectos considerados dejaron claro que a pesar de que el actual diseño con grandes edificios no es sostenible en términos energéticos, no es posible cambiarlo debido a cuestiones económicas y estéticas.
Por ello, las propuestas resultado del trabajo en el proyecto SUSREG se centraron a nivel de edificio, proponiendo medidas de incremento del tamaño de las viviendas (cuanto mayor es la vivienda, mayores son los requisitos legales en términos de energía), proponiendo niveles de aislamiento mayores a los requeridos, y la instalación de paneles solares fotovoltaicos en aquellos edificios con suficiente acceso al Sol. Todas estas medidas reducirían el consumo energético de la zona urbana en un 40% (desde 23.667 a 16.664 MWh/año) y un 46% las emisiones de CO2 (desde 7.900 a 4.262 tCO2/año).
Además, durante las sesiones de formación y discusión del proyecto SUSREG, se trataron otros elementos como la concienciación, la información y la participación ciudadana durante el proceso de planificación urbana, concluyendo que la participación de actores relevantes en el proceso de diseño urbano es un elemento imprescindible, a pesar de que es necesario modificarlo y mejorarlo con respecto a la situación actual.

Burgos SHADOWS OF THE TOWERS COVER THE ENTIRE PUBLIC SPACE

SE COMPROBÓ QUE LAS SOMBRAS PROYECTADAS POR LAS TORRES CUBRIRÁN TODO EL ESPACIO PÚBLICO DE LA ZONA NORTE DEL ÁREA DE ESTUDIO. EL PERIODO EN SOMBRA ES DEL 87% DURANTE EL INVIERNO Y DEL 23% DURANTE EL VERANO. EN LA FRÍA CIUDAD DE BURGOS, LA LUZ SOLAR EN ESPACIOS PÚBLICOS ES FUNDAMENTAL PARA MEJORAR EL CONFORT DURANTE EL AÑO, Y A PESAR DE ELLO, SE COMPRUEBA QUE LA SOMBRA SERÁ CASI CONSTANTE DURANTE EL INVIERNO. TRAS LLEVAR A CABO VARIOS ESTUDIOS CON ECOTECT, ES POSIBLE DEMOSTRAR QUE UNA REDUCCIÓN DE CUATRO PISOS EN LA ALTURA DE LAS TORRES DE LA CALLE PRINCIPAL, REDUCIRÍA LA DEMANDA DE CALEFACCIÓN DE LOS EDIFICIOS SOMBREADOS DE LA PARTE NORTE DEL ÁREA DE ESTUDIO EN UN 9%. SI SE REDUCEN 9 ALTURAS, LA DISMINUCIÓN EN EL CONSUMO DE CALEFACCIÓN PODRÍA LLEGAR AL 15%.

Translated from the final SUSREG report, page 22, 23.